sábado, 27 de septiembre de 2008

CATOIRA


"El viajero que ha entrado en tierras pontevedresas cruzando el río Ulla en Puente Cesures, puede acercarse a Catoira a ver las torres que defendían la tierra contra el normando. Un obispo de Iría Flavia murió de saeta viquinga aquí, donde son los muñones que dicen Torres del Oeste."

ÁLVARO CUNQUEIRO: Pontevedra-Rías Bajas

3 comentarios:

gloria dijo...

Galicia es todo nostalgia...
Por eso vuelvo, vuelvo...

OLISSIPO dijo...

Con evocaciones como la tuya todavía es posible sentir por ahí al obispo y los normandos.
Un saludo,
Javier

Claude Lacombe. dijo...

Amancio, siempre...