jueves, 21 de octubre de 2010

CÁDIZ IV


“Por lo demás, no hay nada que ver en Cádiz: ni monumentos, ni palacios, ni museos; sólo una catedral de bastante mal gusto, eso es todo. Pero lo que la gente va a buscar a Cádiz, como a Nápoles, es ese cielo azul, ese mar azul, ese aire limpio y ese soplo de amor que atraviesa el aire. Por eso Cádiz nos gusta sin saber lo que nos gusta de Cádiz.”

ALEJANDRO DUMAS: De París a Cádiz.

3 comentarios:

Claude Lacombe. dijo...

Pero cómo, cómo consigues esas texturas?

Dumas se equivoca en lo primero que dice.

Saludos.

Amparo dijo...

La Catedral brilla como un sol que nunca se oculta. A mí me gusta. Por otra parte, Cádiz no necesita adornos.
Qué cerca tu foto.

rubén dijo...

Claude: no soy yo, es el sol.

Amparo: a mí también. La foto la hice desde lo alto de una de las torres.